Orden intradía

¿Qué es una orden intradía?

Una orden intradía es un tipo de orden o instrucción que da un inversor a su bróker para comprar o vender un activo determinado. Las órdenes intradía implican que se lleve a cabo una operación si un activo alcanza un precio determinado (denominado «nivel») en cualquier momento del día en el que se realizó la orden.

La orden intradía se extinguirá si el activo en cuestión no alcanza el precio que figura en ella antes de que cierre el mercado. Hay dos clases distintas de órdenes intradía: las órdenes intradía tipo stop y las órdenes intradía tipo límite. Si el precio al que se ejecuta la operación es más favorable que el precio de mercado actual tiene lugar una orden intradía tipo límite y, si es menos favorable, una orden intradía tipo stop. Las órdenes intradía son distintas de las órdenes GTC (válidas hasta su cancelación; del inglés, «Good Till Cancelled») o de las órdenes que especifican un plazo de ejecución superior o inferior.

La mayoría de brókeres y plataformas de operaciones tienden a utilizar las órdenes intradía como sistema de inversión por defecto. Es decir, una operación vencerá si no se ha podido ejecutar al cabo del día, salvo que se indique un plazo de validez distinto para la orden.

Ventajas y desventajas de una orden intradía

Ventajas de una orden intradía

La órdenes intradía son populares entre los inversores porque no necesitan controlar los mercados constantemente hasta que se alcance el nivel de orden. Son útiles para los inversores intradía que tienen que controlar distintos tipos de activos, ya que permite que las órdenes se ejecuten de manera automática a lo largo del día siguiendo su estrategia.

Desventajas de una orden intradía

Sin embargo, es importante estar al día de los últimos acontecimientos que pueden tener un efecto negativo en el mercado. No te resultará rentable quedarte atascado en una posición que no te interesa si no has cancelado tu orden intradía antes de que se ejecute.

Ejemplo de una orden intradía

Supongamos que quieres comprar 1000 acciones de la empresa XYZ. Actualmente cotizan a 5,50 €, pero esperas que el precio caiga antes de que siga su impulso alcista. Como no tienes tiempo para controlar los mercados hasta que esto pase, decides limitar tu orden intradía.

Colocas una orden para comprar 1000 acciones a 5 €. Si el mercado cae a 5 €, tu orden intradía se ejecuta y tienes una posición larga preparada para cuando el mercado rebote. Sin embargo, si el mercado no cae a 5 € ese día, tu orden no se ejecutará y vencerá.

¿Listo para dar el siguiente paso?

OlamFX te invita a que te eduques y documentes de forma profesional en los mercados financieros, y prepares las estrategias que mejor se ajusten a tu forma de operar.
La efectividad de las estrategias es tu responsabilidad, ya que no existe forma fiable de corroborar la ejecución de tus métodos.
Recuerda que en el Trading es posible obtener resultados positivos pero también existen algunos riesgos como la pérdida parcial o total de tu inversión.